Este no es un blog: es una cajita de chocolates en una mesa huérfana. Tome cuantos quiera. Eso sí, deje algunos para el resto.

martes, junio 29, 2004

Último poema submarino

Olga piensa mientras está bajo el agua:

Orlando es el mar y es la bruma salada
es la presencia recurrente
el nervio
la pausa

(de pronto te escondes
ríes porque sabes que te miro)

la boca susurra grullas o dragones
o trastos viejos y calamares
plenitud
vacío
como si fuera la espuma cuando se diluye en la arena

se oculta la comisura de tus labios de una vez por todas
¿crees que podríamos vivir de lo que recojamos de los árboles?

es que no puedes con tu genio, te responde el viento desde los acantilados

una piedra cae y crepita
más abajo todo calla

porque es en tus fondos donde he descubierto el silencio.

2 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Me gusta el final más que todo el poema "es en tus fondos donde he descubierto el silencio" o tal vez me gusta el poema por el final o tal ves debí empezar a leerlo por el final.

9:33 a. m.

 
Anonymous Anónimo said...

uf! un caramelo...

Antonio Z.

1:50 a. m.

 

Publicar un comentario

<< Home